Ego

11 Oct

Compartíamos viaje, pero a los 200 km me sentí al fin asfixiado por la conversación, su ego se había ido expandiendo y ya no cabía en el habitáculo, no me quedó más remedio que bajar las ventanillas… así que durante el resto del camino fuimos dejando una estela muy contaminante.

Lo siento por el medio ambiente, pero era eso, o mi salud mental.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: